El Atelier

El Atelier (Taller del Artista, en las lenguas italiana y francesa), se plantea como un proyecto pedagógico y artístico donde los niños desarrollan proyectos de investigación siguiendo sus intereses e interrogantes. Las preguntas que se hacen los niños, que no son necesariamente de orden verbal, sino que pueden dejarse ver en sus acciones, gestos y preferencias, son el punto de partida para desarrollar proyectos de investigación donde pueden entrar en diálogo diferentes disciplinas con el arte y la pedagogía.

El Atelier se define como un espacio de Escucha para La Infancia, donde las ideas, observaciones, planteamientos, sensaciones y acciones de los niños son legitimados como otras formas de construir conocimiento y reconocerse de otras maneras. Es por esta razón que en El Atelier de Colegio Bolívar son los mismos niños los que deciden por dónde empezar a trabajar, con qué elementos, qué necesidades y problemáticas afrontarán en los proyectos, que son desarrollados a largo plazo (6 meses o 1 año).

La estructura conceptual sobre la cual se ha construido el Proyecto El Atelier, está fundamentada en el diálogo entre Arte, Pedagogía e Infancia. Por esta razón es que se habla de tres principios que transitan en cada uno de los espacios y las propuestas de El Atelier, que acompañan cada uno de los proyectos de los niños.

LAS FORMAS OTRAS DE CONOCER DE LA INFANCIA, donde se habla de la legitimación del conocimiento propio de los niños, que no necesariamente responde a lo señalado por el currículo o las etapas del desarrollo. Esto permite ver las diversas formas que tiene la infancia de relacionarse con su contexto, con el otro, con el conocimiento y las ideas.

Así mismo, se habla de PRÁCTICAS ARTÍSTICAS CONTEMPORÁNEAS, porque El Atelier no es un lugar donde los niños tienen como objetivo adquirir destrezas a nivel plástico o técnicas, sino que es un espacio donde se dialoga con el lenguaje del arte, y ese diálogo está acompañado por un contexto, una historia y una colectividad, llevando a que las propuestas plásticas de los niños se generen como una obra con voz plural, donde la técnica es un cómplice para sus propias ideas.

En El Atelier se trabaja con el concepto de BASURA, ya que éste hace referencia al desecho, a algo que otro no quiere poseer ni ver. De esta perspectiva, la basura se define como un objeto cargado de historia, pues ocupó un lugar en alguna parte y durante un tiempo, ya que le pertenecía a alguien y significó algo para esa persona. Es precisamente este hecho histórico el que entra en diálogo con los niños al presentarles un espacio construido y montado con basura, la cual se recoge en la comunidad del Colegio Bolívar. Este vínculo que se genera entre infancia y basura no responde al re-uso ni al reciclaje, responde a una relación de re-significación del objeto a través de las acciones, con el cuerpo y el diálogo.

Esta propuesta permite que los niños sean percibidos como pensadores y comunicadores sabios, de tal forma que siempre se encuentren con “provocaciones” en las que puedan trabajar con recursos y materiales que les ayudan a ampliar el horizonte de sus ideas. Con el uso de estos medios los niños exploran y plasman su saber conectándolos al trabajo que se realiza en las aulas y a su desarrollo, logrando con estos proyectos adquirir nuevos niveles de conocimiento. Los padres de familia validan que éste es un lugar único y altamente valorado, y coinciden en que la motivación que se les da a los estudiantes en El Atelier genera resultados asombrosos.

Videos CB